Ofensiva municipal contra las heces de perro: multas, patrullas de paisano y Detectives Privados

4/04/2014

 

No hay ningún barrio de la capital ni ningún municipio de la región que se libre de la presencia de las cacas de perro en sus calles. De hecho, la cantidad de excrementos desperdigados por las aceras y parques madrileños se ha convertido en una de las principales quejas de los ciudadanos. Durante muchos años, los ayuntamientos han mirado para otro lado ante este asunto. Pero ahora la mayoría de los municipios madrileños han emprendido una ofensiva contra los dueños de mascotas que no recogen las heces de sus animales. La idea es que los dueños de perros se sientan observados para que no dejen las heces en el sueloLa última de estas iniciativas procede del Ayuntamiento de Colmenar Viejo, que ha contratado a un detective privado para que vigile a los residentes que 'olvidan' recoger los excrementos. "El detective, pagado por la empresa concesionaria del servicio de limpieza, grabará a los vecinos que no cumplen la normativa y presentará los vídeos como prueba ante la Policía. Vigilará de incógnito las calles durante determinados días, a lo largo de un año. La idea es disuadir a los dueños de los perros, que se sientan observados para que se lo piensen bien antes de dejar las heces en el suelo", explican fuentes municipales. Quienes sean pillados in fraganti se arriesgan a recibir una sanción de 750 euros. "Esta campaña no tiene afán recaudatorio, sino que intenta disuadir y concienciar", apuntan desde el Ayuntamiento. Ante la polémica que podría generar esta medida, el Consistorio asegura que es "perfectamente legal, ya que el detective no va a identificar ni a retener a nadie; solo va a presentar los vídeos como prueba". Por su parte, diversos expertos legales también consideran que la medida es legal: "No genera ningún problema mientras se grabe en espacios públicos y abiertos, como la calle, y se avise a los ciudadanos mediante cartelería y folletos de que podrían ser vigilados. La Administración tiene derecho a realizar grabaciones para acreditar que se está cometiendo una infracción, siempre y cuando se avise y se grabe en la calle", explica el abogado Felipe Tejero. "Cualquier ciudadano puede grabar a otro en la calle para presentar una denuncia. En este caso no se atenta contra la privacidad, porque se realiza en la calle", añade el letrado José Antonio Jiménez.
FUENTE: LINK